Evolución de los Audífonos

Para llegar a los audífonos que conocemos hoy en día, hemos tenido que pasar por una evolución centenaria en la que la tecnología se ha ido adaptando a las necesidades de la sociedad. El aspecto estético y práctico también han desempeñado un papel importante en la evolución de los audífonos. Esta es la historia y la evolución de los audífonos.


Audífono

Artículos del Blog del Centro Auditivo Estaire

Evolución de los audífonos

La época previa a la invención de los audífonos

Desde que existe la sociedad humana como tal, siempre ha habido personas con deficiencias auditivas (igual que mudas o ciegas), que han tenido que lidiar con este problema y seguir adelante con sus vidas. Pero, ¿qué hacia la gente con problemas de audición o deficiencias auditivas antes de la invención de los audífonos? No le quedaba otra que intentar comunicarse de otro modo, como la escritura, pero el alfabetismo estaba prácticamente reservado a las clases sociales altas.

Más tarde, comenzó a crearse lo que hoy en día se conoce como lengua de signos ante la necesidad y el deseo de comunicarse, pero ese aprendizaje aún estaba muy lejos de la sociedad. La gente necesitaba medidas inmediatas y sencillas.

Evolución de los Audífonos

Los primeros modelos de audífonos

En el siglo XVII, un sacerdote y matemático francés llamado Jean Leurechon encontró una solución. Esa solución era una especie de trompeta para oído, que se utilizaba para amplificar el sonido y canalizarlo directamente hasta el canal auditivo. Jean Leurechon fabricó varios modelos, cada uno con diferentes tamaños y distintas formas, pero por lo general siempre grandes y con forma de embudo; además, casi todos estos audífonos estaban hechos con el mismo material: metal.

A estos dispositivos se los considera los primeros modelos de audífonos de la historia, sin embargo aún tenían muchos inconvenientes. Por ejemplo, solamente brindaban una solución en los casos de deficiencia auditiva o de sordera leve, por lo que aquellas personas con una pérdida de la audición más grave no podían utilizar estos primeros audífonos.

Además, eran muy rudimentarios y su gran tamaño avergonzaba a sus usuarios, ya que era una manera fácil de estigmatizarlos. No obstante, estos eran los únicos audífonos que hubo hasta el siglo XX, por tanto había que elegir esto o nada.


Los audífonos del siglo XX

Con la llegada del siglo XX, con sus correspondientes avances tecnológicos, los audífonos se convirtieron en un objeto de interés. La sociedad demandaba ciertas características que se fueron logrando poco a poco.

Hasta la fecha solo las personas con una deficiencia auditiva leve podían hacer un uso efectivo de los audífonos. Pero en el siglo XX comenzaron a fabricarse los primeros audífonos eléctricos. Éstos recurrieron a una tecnología que se había aplicado en los teléfonos, el micrófono de carbón, y que también tiene una serie de funcionalidades aplicables a los audífonos para amplificar el sonido tras una serie de modificaciones leves. Por aquel momento, las personas con deficiencia auditiva media también pudieron usar audífonos.

En los años 40 se dio un paso más al incluir una nueva tecnología en los audífonos llamada tubo de vacío, la cual permitía que las personas con sordera severa también pudieran oír. Poco a poco se lograron mejoras en los audífonos; cabe destacar que a partir de los años 80 se introdujeron los primeros microchips en los audífonos. Esto sirvió para brindar una mayor nitidez y calidad acústica gracias a la filtración de sonidos. Estos avances no se estancaron ahí, sino que siguieron evolucionando.

Pero seguía habiendo un problema respecto a los primeros modelos de audífonos: el tamaño. La gente quería audífonos más prácticos y, sobre todo, más pequeños. El siglo XX fue una época de grandes avances puesto que la evolución de los audífonos avanzó hacia modelos más bonitos, estéticos y decorativos respecto a los audífonos previos. Se pasó de los audífonos eléctricos, que eran más aparatosos, a otros de menor tamaño e incluso portátiles gracias a la introducción de transistores desde mediados del siglo pasado.


Audífonos

Los audífonos de la actualidad

El siglo XXI ha traído grandes avances tecnológicos y estéticos para los audífonos. En todos estos años se han conseguido fabricar audífonos tan pequeños como la punta de un dedo y con diferentes tecnologías y funcionalidades. Esto ha abierto un abanico de posibilidades y marcado el inicio de una nueva era para las personas que tengan alguna deficiencia auditiva. Por ejemplo, ya existen audífonos con bluetooth para conectarse directamente con un televisor, con un teléfono móvil, con un reproductor de música o con otros dispositivos electrónicos. Además, la claridad del sonido ha mejorado notablemente para que el usuario de los audífonos pueda disfrutar de una gran experiencia auditiva.


¿Hasta dónde evolucionará la tecnología de los audífonos? ¿Cómo serán los audífonos del futuro? Seguro que dentro de unos años existen numerosas funcionalidades que son inimaginables hasta la fecha y que su tamaño será mucho más pequeño de lo que es en la actualidad.